Un incendio movilizo a un barrio del suroeste

  Actualidad

Un incendio movilizo a un barrio del suroeste

El sector de las calles Portete y Carchi, en el suroeste de la ciudad, tiene un gran movimiento comercial. Hay desde ferreterías, restaurantes, venta de textiles e insumos de tapicería.

El sector de las calles Portete y Carchi, en el suroeste de la ciudad, tiene un gran movimiento comercial. Hay desde ferreterías, restaurantes, venta de textiles e insumos de tapicería.

Fue precisamente en uno de estos negocios, el de productos de tapizado, en los que ayer se originó un incendio que alteró la tranquilidad de esta parte de la ciudad. El fuego afectó a dos casas de dos y cuatro plantas, en las que funcionan en las partes bajas locales comerciales; mientras que las familias ocupan los pisos altos.

El fuego habría comenzado a eso de las 10:00. Pocas personas lograron precisar las razones, pero muchos observaron cómo de una de las bodegas de la empresa Milesi, comenzó a salir una columna de humo negra y densa.

La alerta motivó que cuarenta unidades del Benemérito Cuerpo de Bomberos de Guayaquil (BCBG) fuesen movilizadas al lugar.

El fuego afectó a dos casas, pero provocó que los habitantes de otras viviendas dejaran sus hogares. Cerca de una hora se tomaron en controlar el fuego los 150 bomberos que intervinieron en el incidente.

Según la cuenta en la red Twitter del BCBG, cinco personas fueron movilizadas hasta los centros hospitalarios de la ciudad. No se da detalles acerca del estado de salud con el que fueron trasladadas.

Durante el fuego, varias personas fueron ayudadas a desalojar los inmuebles más afectados, en especial por la densa humareda.

Uno de ellos fue un joven que estaba en la terraza de un inmueble de cuatro pisos. Desde allá se lo ayudó a bajar mientras buscaba seguridad con un perro en brazos.

También fue ayudada a bajar Enma Pesantes, de 82 años, quien se moviliza en silla de ruedas. “Ahí intervino un policía que pasaba por el lugar y que vio cuando alguien gritaba desde el segundo piso de una casa”, dijo un vecino.

“Hemos tenido mucha suerte. Mi casa quedó algo afectada por el fuego, pero hay más daños por el agua”, dijo Eduardo Gallegos, quien habita en la casa contigua de donde se originó el fuego.

Por el incendio, el tránsito por la avenida Portete fue desviado por calles aledañas. Esto generó un gran congestionamiento vehicular en un radio de cuatro cuadras.