Un candado para bicicletas que inactiva a los ladrones

  Actualidad

Un candado para bicicletas que inactiva a los ladrones

Un candado para bicicletas que inactiva a los ladrones

Ningún fabricante de candados para bicicleta confiesa que sus productos siempre podrán ser vulnerados con las herramientas correctas. Las 1.5 millones de bicicletas robadas anualmente confirman que, por más fuerte que parezca, cualquier candado puede ser cortado tarde o temprano.

Para intentar resolver este problema, Daniel Idzkowski e Yves Perrenoud han inventado el ‘Skunklock, un candado para bicicletas muy particular.

A simple vista, es una cadena convencional, sin embargo, cuando alguien intenta cortarla, libera una composición química nociva que neutraliza temporalmente a los ladrones.

Los efectos son inmediatos: produce náuseas, dificultad para respirar y finalmente los induce al vómito.