36 buses suman 360 citaciones en un ano

  Actualidad

36 buses suman 360 citaciones en un ano

Con el 30 %, circular con las puertas abiertas es la principal infracción que cometió en el 2016 la transportación pública urbana.

Evidencia. Los conductores de buses insisten en las infracciones, como coger pasajeros en cualquier sitio o circular con las puertas abiertas.

Con el 30 %, circular con las puertas abiertas es la principal infracción que cometió en el 2016 la transportación pública urbana.

Dejar pasajeros en sitios no permitidos se ubicó en el segundo lugar, con un 24 %, según el departamento de Estadísticas de la Autoridad de Tránsito Municipal (ATM). Le siguió, con un 19 %, exceder del límite de velocidad.

La apuesta de la entidad es la reorganización de la movilidad en Guayaquil, poniendo énfasis en el servicio de transportación urbana. El censo a los buses, efectuado en el 2016, y la definición de los 13 corredores urbanos, que arranca a mediados de febrero de este año, son algunas de las principales estrategias para ese objetivo.

Pero hay mucho que corregir en la transportación. Una muestra lo da el mismo informe de la ATM, en donde se refiere que de las 2.789 unidades que circulan en Guayaquil, incluidas las 373 de la metrovía, un 68 % ha sido multado al menos una vez durante el año.

Pero lo que más atrae la atención de estas estadísticas es que 36 vehículos que movilizan decenas de pasajeros fueron sancionados cada uno en diez ocasiones.

La mayoría de esas unidades con más infracciones tienen como base el sur de la ciudad.

“Parece que falta un estricto control, pues a diario somos testigos de cómo los conductores cometen infracciones en cada momento”, manifestó Virgilio Romero, un usuario cotidiano del transporte urbano.

Un equipo de EXPRESO se trasladó ayer a las calles José Mascote y Aguirre, y durante 10 minutos fue testigo de ocho infracciones cometidas por conductores de buses, como mantener las puertas abiertas al circular y dejar pasajeros en sitios no autorizados.

El director de Transporte Público de la ATM, Fernando Amador, reconoció que está pendiente una reunión con los dirigentes de las cooperativas de las unidades reincidentes.

Pero sostiene que son las operadoras las que deben tomar acciones severas con sus colaboradores.

“Nuestra labor es identificarlos y disminuirles los puntos en la licencia de conducir, aunque no está de más una reunión”, expresó el funcionario.

El representante del Colectivo Tejido Social de Guayaquil, Gelacio Mora, considera que no hay un compromiso de mejora por parte del conductor.

“Pero la responsabilidad mayor es de los propietarios de las unidades, quienes están obligados a capacitar al chofer y certificar si cumplió con un riguroso proceso para estar frente a un volante”, enfatizó.

A criterio de Mora, la presencia de malos conductores ocurre porque existe permisividad de parte del ente de control, en este caso de la ATM, “que no estaría cumpliendo su labor, que es obligar el respeto a las leyes”.

Duda de que haya un cambio real en el servicio urbano mientras la ATM mantenga en sus filas a funcionarios que fueron parte de la Comisión de Tránsito del Ecuador (CTE). Alude a que esa entidad antes era cuestionada por su supuesta proximidad con los dirigentes transportistas.

Movilidad

Reincidencia

Otros sitios que son frecuentes en las infracciones por parte de conductores de buses son las intersecciones de Esmeraldas y 9 de Octubre; así como la José Vicente Trujillo y Los Ríos. Aquello es motivo de continuos embotellamientos.

Labores

Culminó la pintada de las paradas del primer corredor de buses urbanos de los 13 programados. La señalética avanza hasta el momento en Malecón Simón Bolívar y 10 de Agosto. El 90 % de las 70 unidades están listas para operar.