Custodia compartida

  Columnas

Custodia compartida

Pero está claro que tal resolución podría beneficiar a más de un niño, que posiblemente el día de hoy vive bajo un régimen materno porque la ley ampara a la madre y no porque sea lo más sano para el menor de edad

El divorcio es un proceso que termina siendo doloroso para los padres, pues sin importar las razones de la ruptura, significa desbaratar el mundo que llevaban y comenzar de nuevo, situación que a lo mejor podría ser más llevadera si no existieran hijos de por medio. En nuestro país, el padre pierde la libertad de ver a sus vástagos todos los días y debe limitarse a un régimen de visitas, muchas veces injusto para ellos, si es que la separación se da en malos términos. El sueño de ver a los hijo crecer día a día y no perderse ningún detalle se desvanece con el nuevo estado civil.

Pero esta pesadilla para los padres, de tener que alejarse de manera tan cortante de sus hijos podría terminar, ya que hace algunos días la Corte Constitucional declaró inconstitucional la preferencia materna en la tenencia de los hijos, concediendo los mismos derechos al padre, decisión que apuesta a combatir estereotipos de género y desigualdad.

Pero no se trata solamente de conceder la igualdad a esta resolución de paternidad compartida en tiempos de divorcio. Por los siglos de los siglos la crianza de los hijos ha recaído sobre la madre, quien en tiempos pasados se dedicaba en su totalidad a las tareas domésticas y a la educación de los niños; la madre es una experta en crianza. El rol del padre también ha estado desde siempre bien delimitado, él es la autoridad y el sostén económico del hogar. Durante años la lucha de equidad de género ha venido por parte de las mujeres, que gracias a las mil batallas ganadas han adquirido derechos como estudiar, votar y hasta trabajar. El juego de roles hoy en día se le da muy bien a la mujer, pero el patriarcado limitó al hombre en el arte de criar y cuidar del hogar. No obstante esto no quiere decir que no existan hombres a quienes les vaya bien como “amos de casa”.

Hasta que la equidad respecto a la tenencia de hijos en nuestro país entre en vigencia podría pasar un buen tiempo. Y como en esta vida la mata da de todo, existen madres que no saben ser buenas madres y de igual manera sucede con ciertos padres. Pero está claro que tal resolución podría beneficiar a más de un niño, que posiblemente el día de hoy vive bajo un régimen materno porque la ley ampara a la madre y no porque sea lo más sano para el menor de edad.