Actualidad

“Con hechos y no solo con palabras”

Los que mucho hablan o escriben, poco o nada hacen, ya que del dicho al hecho hay mucho trecho. El país necesita de personas calificadas (que sí las hay) de alto nivel social, académico y moral para que lo dirijan; en sus exposiciones verbales o escritas demuestran que tienen la solución a los problemas pero deben participar en política y no quedarse sólo como comentaristas; el país así lo exige y ellos tienen la obligación moral de hacerlo, con esfuerzo y valentía. Desde el borde de la piscina (sin mojarse), es fácil enseñar a nadar, pero los verdaderos instructores se meten al agua para enseñar con hechos y no solo con palabras.

Miguel Ulloa Paredes