Gustavo Larrea: “Es necesaria una politica de desarrollo del campo andino”

  Actualidad

Gustavo Larrea: “Es necesaria una politica de desarrollo del campo andino”

El político analiza la situación de convulsión en el país. Considera que el Estado debe atender con políticas de compensación a la zona rural andina.

Larrea es presidente nacional del movimiento político, Democracia Sí. Exministro de Gobierno y Policía, y exministro coordinador de Seguridad Interna y Externa, ambos cargos durante el Gobierno del expresidente Rafael Correa.

Gustavo Larrea, presidente nacional del movimiento político Democracia Sí, analiza la situación de convulsión que vive el país por las medidas económicas del presidente Lenín Moreno. Es partidario de un diálogo entre las partes siempre que la tensión baje. Y considera que el Estado debe atender con políticas de compensación a la zona rural andina, históricamente abandonada.

La movilización paró, pero ¿cree que en algún momento se desbordó?

Una protesta pierde legitimidad en el momento en que rebasa los límites y se convierte en ataques a la ciudadanía. Se desbordó la marcha. En ese sentido, la medida del presidente Lenín Moreno de trasladar el Gobierno a Guayaquil fue positivo. Le quitó a quienes juegan al golpismo un objetivo político que fue la toma del palacio de Carondelet. Eso ayudó a bajar las tensiones. No se trató de una protesta legítima como lo es, sino que se desbordó con hechos vandálicos con el ataque a la Contraloría, a las empresas privadas como Parmalat y otros hechos. Era necesario el diálogo, pero no a palazos, ni pinchando neumáticos, ni bloqueando vías.

Hay un problema de fondo y es la desatención a la zona rural y con énfasis en la indígena que, a criterio de ese sector, es un factor que las medidas económicas no reconoce...

Hay un problema social de pueblos indígenas fundamentalmente de la Sierra central del país donde los índices de pobreza extrema afectan a estos sectores. Y es necesaria una política de compensación social. No se puede actuar de espaldas a la realidad en ninguno de los casos.

¿Políticas de compensación como cuáles?

Hay un problema de fondo que no tiene que ver con las medidas económicas, sino con un problema estructural que lleva siglos de abandono. Es necesaria una política de desarrollo integral del campo andino: precios de sustentación que no existen, compra de los productos agropecuarios al productor para que no sea sujeto y víctima de intermediarios inescrupulosos que les pagan precios de miseria, reabrir las escuelas comunitarias que fueron cerradas, fortalecer el Seguro Social Campesino, y más. El Gobierno debe responder a este problema.

Parte del reclamo del sector indígena era también el acuerdo entre el Gobierno y el Fondo Monetario Internacional...

El Gobierno hizo públicas medidas que consideraba, a inicios de este año, necesarias tomar. Más allá del acuerdo con los organismos multilaterales creo que el país soberanamente tiene que corregir los problemas de la economía. Heredamos un endeudamiento interno y externo gigantesco. Tenemos subsidios que llevan más de 40 años y que no están focalizados a quienes deben beneficiar.

Tal vez no sea momento más oportuno de hablar de las elecciones de 2021, pero no puedo dejar de preguntarle, ¿cómo avanza el proceso con miras a este proceso?

Es un momento de unidad nacional, sin embargo nuestra organización en Guayas estamos fortaleciendo nuestra organización en cada cantón con empresarios, mujeres, estudiantes. Nuestra convención en Guayas aspiramos que sea a finales de año. Queremos consolidar una fuerza progresista de centro izquierda. En los primeros meses del próximo año resolveremos una precandidatura.

¿La idea es ir en alianzas?

No hemos definido nuestra estrategia. Si tenemos apoyo tendremos un candidato a la Presidencia. Si yo tengo apoyo, seré candidato y presidente. Y si no lo tengo, apoyaré a quien de la tendencia tenga más opción.