Por que los efectos de los brownies con marihuana son mas potentes que al fumarla

  Actualidad

Por que los efectos de los brownies con marihuana son mas potentes que al fumarla

Hay una explicación científica por la que los efectos de la marihuana son más fuertes al comerla que al fumarla. Conócelo a continuación.

Los efectos del cannabis dependen de diversos factores, entre ellos, el metabolismo de la persona.

Sientes que tu garganta se reseca y una sed insaciable te choca de golpe. Tu estómago ruge a gritos ordenándote que lo alimentes, mientras ríes desaforadamente. El estrés se desvanece en tu lengua, donde reposan pedazos del happy brownie que acabas de consumir. ‘La blanca’ o ‘la seca’, son los nombres que se le han dado a los efectos que sienten las personas que han probado de distintas maneras la marihuana. Pero, ¿por qué los efectos al comer cannabis son más fuertes que fumarla?

Al igual que con otra droga, la respuesta depende de la dosis y la vía de administración; sin embargo, de acuerdo a una investigación, con los efectos de la marihuana hay una gran diferencia cuando se la ingiere. Los comestibles a diferencia de los porros provocan un efecto de aletargamiento físico mucho más fuerte y duradero, que puede durar entre cuatro a seis horas. Al fumar el relajamiento puede durar en cuestión de minutos, tomando su punto máximo entre 30 a 60 minutos de haberlo consumido.

▶Lee: La depravada vida sexual de los pingüinos

En el proceso de fumar se absorben más cannabinoides -componente que inducen los efectos psicoactivos de la marihuana como el tetrahidrocannabinol (THC)- que al comerlos. Un estudio realizado por científicos del grupo Leafly, la marihuana se metabolizará en el cuerpo en diferentes grados dependiendo de la vía de administración.

“Si fumas o vapeas, la proporción de 11-hidroxi-THC y Delta-9-THC es bastante baja, y si ingieres un comestible es mucho más alta”, comentó para Vice, Nick Jikones, doctor en neurociencia en la Facultad de Medicina de Harvard y principal investigador de Leafly.

La psicoactividad y efectos del cannabis depende también de lo que la persona haya comido ese día. Cuando la marihuana es fumada, el THC se absorbe en el torrente sanguíneo a través de los alvéolos en los pulmones. Sin embargo, este componente es soluble en aceite, es decir, no se descompone bien en la sangre, que es principalmente agua. Por el contrario, cuando es ingerida, la saliva de inmediato lo descompone hasta que llega al estómago y después al hígado. A pesar que los efectos tarden en activarse, estos durarán más y serán más potentes.

via GIPHY

html