Esta tarde vi llover

  Cartas de lectores

Esta tarde vi llover

Cuando el genio de la canción romántica lanzó su más grande éxito “Esta tarde vi llover”, ¡cómo sufría yo por no poder tocarla en mi piano! ¡Me era imposible “sacarla”. Por más que intentaba no encontraba los acordes correctos. ¡Qué armonía más impredecible! ¡Qué riqueza melódica! ¡Qué conjunción tan perfecta entre melodía y armonía! Pero ahí no queda todo, ¿qué me dicen de la letra? Sencillamente genial. A simple vista parece una rima de primer grado “vi llover”, “gente correr”. Pero analizándola bien, la letra es, como diría mi mamá (+), “romantiquísima”. Manzanero dijo que la compuso estando en una cafetería. Empieza a llover y él está solo. No hay nada más romántico que estar con alguien y mirar la lluvia caer. Pero si estás solo es más romántico aún porque sientes la nostalgia por esa persona que quisieras que esté a tu lado en ese momento... “y no estabas tú”. Luego, a lo lejos, hay un lucero azul que brilla y no está; un ave enamorada da besos a su amor... y tampoco está; luego llega el otoño, oye cantar al mar... y sigue sin estar. Por fin se rinde ante muchos eventos donde su amor no está y se pregunta, porque ya no sabe ¡¿cuánto lo quieren... si lo extrañan o lo engañan?! Lo único cierto es que sigue lloviendo, la gente sigue corriendo, pero ella no está. Fin del drama romántico. Desde entonces, millones de parejas desesperan por ver la lluvia caer... y enamorarse. Y más romántico aún es mojarse bajo la lluvia con tu pareja.

Después de muchos años de taladrarme esa melodía en mi cabeza fui descubriendo su perfecta secuencia armónica. Por fin pude tocarla decentemente y sentirme orgulloso de poder interpretar a uno de los cantautores más prolífico y brillantes de nuestros tiempos.

Que descanses en paz, maestro, que acá en la tierra seguiremos vibrando con tu música. Y que cada gotita de lluvia nos traiga el aroma de alguna que otra nota musical magistralmente digitada en tu piano. ¡En señal de duelo, estos días cubriré mis teclas blancas del piano y solo sonarán los bemoles!

Roberto Montalván Morla

Noticias Ecuador y el Mundo | Expreso
Página no encontrada

Disculpe las molestias. La página que ha pedido no existe, ha sido borrada del servidor o ha habido algún problema al procesarla. Si el problema persiste o considera que el error no debería aparecer, póngase en contacto con nosotros.

Volver a la portada 404