No te dejes vencer

  Cartas de lectores

No te dejes vencer

La vida es un camino de batallas; aunque te derribe jamás dejes de sonreírle

Muchas veces nos sentimos abrumados ante las dificultades. Recuerda que Dios no nos pone nada que no podamos solucionar, son pruebas de fe. Saquemos el poder que tenemos dentro y sigamos. Hay maneras de disipar: caminar, viajar, hacer ejercicio físico, buena alimentación, no llevar la misma rutina diaria. Nuestra vida está convertida en un hábito y este es el culpable de la salud desmejorada. Hay que tener mucha fe y dar gracias a Dios por todo lo obtenido. No hay que dejarse vencer de la tristeza. Nadie más que tú para salir exitoso de las tribulaciones: disfruta cada día como si fuese el último. La vida es un camino de batallas; aunque te derribe jamás dejes de sonreírle.

Javier Valarezo Serrano