Salvemos al ferrocarril ecuatoriano

  Cartas de lectores

Salvemos al ferrocarril ecuatoriano

Fue oportuna la charla del 6 de este mes en la CCNG sobre el ferrocarril. El público fue tomando interés en los temas: renovación del parque automotor ferroviario, involucramientos de empresas para la rehabilitación del ferrocarril, legislación y normas, proceso inflacionario, estado del proceso de rehabilitación y modernización, su importancia en la transportación de carga, personas y turismo. Hoy está afectada casi toda su estructura, por su nueva desaparición, a través de liquidación o remate que se inició en 2019 con Lenín. El 20 de mayo de 2020, se firmaron 10 decretos para eliminar instituciones públicas, entre esas el ferrocarril. La liquidación dejó desempleo, cierre de pequeños comercios vinculados a él, con turismo nacional y extranjero, en ciudades de sierra y costa por donde pasaba el tren. El presidente Lasso emitió un decreto el 13 de julio de 2021, estableciendo un año, que ya se cumplió, para su liquidación, pero no se ha logrado cerrar la venta, se requiere más tiempo. El ferrocarril fue entregado al MTOP. Es un bien patrimonial histórico-cultural que no se puede vender, rematar o liquidar. Presidente, en su campaña prometió rehabilitarlo y ya posesionado pidió al ministro de Turismo su interés; hoy se habla de un ferrocarril multipropósito, alejándose del fallido modelo de funcionamiento de turismo de élite que no le permitió ser rentable. Que el ministro mantenga acercamientos con las 6 empresas interesadas en su concesión. La promesa debe llevarse adelante.

Robespierre Rivas Ronquillo