Buenavida

Crean un calzado para reducir el dolor en la artrosis de rodilla

Investigadores de tres países se unieron para diseñar esta opción para los pacientes afectados por estos dolores intensos

Artrosis
A partir de los 50 años comienza a aparecer este desgaste de las rodillas.Internet

Quienes sufren de artrosis de rodilla aseguran que es uno de los dolores más insoportables que han experimentado y que hay épocas en que se vuelve aún más intenso. Para ayudarlos a sobrellevar esta complicación, investigadores de Suiza, Canadá y Estados Unidos se unieron para darles una opción.

sueño

Cuarentena: Por qué aumentan las pesadillas y cómo combatirlas

Leer más

Una publicación en línea de la revista JAMA muestra el resultado: unos zapatos con una suela biomecánica que reduce significativamente el dolor.

La artrosis o desgaste de la articulación de la rodilla puede aparecer a partir de los 50 años. Hasta ahora en el mundo la padecen 275 millones de personas y en muchos de ellos genera discapacidad.

Estos zapatos son una opción, pues aunque existen medicamentos para el dolor, estos tienen una acción limitada.

En el ensayo participaron 220 pacientes que fueron divididos en dos grupos, el primero debía usar el calzado diseñado por los investigadores y los segundos el calzado normal.

Teletrabajo

Teletrabajo: estos síntomas alertan de que tu dispositivo está siendo hackeado

Leer más

Tras seis meses de estudio, los primeros mostraron una disminución mayor en su puntuación del dolor. Esto significa para los investigadores que es posible reeducar y reacondicionar los músculos de las piernas para ayudar a disminuir los síntomas.

Esta es una primera etapa, pues necesitan evaluar su seguridad y eficacia a largo plazo.

Mientras tanto, los pacientes esperan que hallazgos como este se vayan haciendo realidad, al igual que se anunció en enero y que se probó en ratas, en España, y que asegura que una combinación de dos medicamentos experimentales revierte los signos celulares y moleculares de la artrosis.

Esta dolencia se presenta por varios factores:

  • Genes. Influye la predisposición familiar a padecer la enfermedad.
  •  El sexo. Es más frecuente en mujeres que en los hombres. 
  • La edad. Comienza a partir de los 50 aunque de forma lenta. 
  • La obesidad. A mayor peso hay un mayor desgaste. 
  • Deporte. El exceso de actividad y ciertos ejercicios afectan.