Columnas

No más impuestos

'El petróleo ha servido para que se hagan millonarios muchos ladrones'.

La crisis dejada por Rafael Correa es pavorosa. La estrategia implantada por Richard Martínez Alvarado, Abelardo Pachano Bertero y Augusto de la Torre Endara es para pagar deudas de Correa. El fisco no es el pueblo. Engañan a Lenín Moreno.

El petróleo ya no es fuente de ingresos para que lo dilapiden. Ya no es reserva. Cayó a cero. El oro que estaba en poder del Banco Central bajó de US$ 1.126 millones a US$ 719 millones. Se redujeron de 22,4 toneladas a 15,0 toneladas.; 7,4 toneladas de oro desaparecidas valoradas en US$ 358 millones dizque para recibir un préstamo por US$ 300 millones. Pero en el colmo de la torpeza económica pagaron a tenedores de papeles (bonos basura) US$ 380 millones. Dicen que recibirán más préstamos para pasar el “bache”. “Para recibir un dólar, entregaron 120 % de garantía, en oro. Es operación de muy corto plazo (swap) 30 días. Pagan deuda con más deuda.

El ingreso de dólares es imposible ante la morosa deuda pues el petróleo ya no sirve. Vale cero. Tampoco hay exportaciones privadas.

Pagaron US$ 324 millones por la deuda. Las reservas internacionales cayeron US$ 851 millones, No tienen idea de cómo lograr que ingresen dólares. Son impuesteros. Richard Martínez, Abelardo Pachano y Augusto de la Torre nunca en su vida han producido ni generado riqueza ni exportaron. Ellos sí, personalmente con enormes ingresos. Son teóricos de escritorio. No saben con cuantas papas se hace un locro. Ni cuantas latas se necesitan con una tonelada de atún o sardinas. Tampoco saben ni entienden cómo producir brócoli, vegetales, arroz, leche, banano, flores, manzanas ni leguminosas.

El petróleo ha servido para que se hagan millonarios muchos ladrones. El agro sigue agredido. La industria colapsada y el comercio en liquidación. El correísmo quiere “muerte cruzada” para vengarse de usted.

Presidente Moreno: Si quiere recuperar confianza y terminar bien su gobierno debe dar un giro de 180 grados. Su frente económico lo perjudica. Errar es humano. Escuchar es de sensatos y talentosos. No más impuestos.