Cartas de lectores

Aclaración enviada por Etinar

En la edición # 17045 del miércoles 4 de marzo del diario de su acertada dirección, en la pág. 11 se destaca un titular: “Basura, la nueva vecina de los habitantes de Tarragona”. Al día siguiente se mantiene la campaña, ratificándose los titulares en primera plana: “El lastre inmobiliario de los desechos”. A pesar de haber aceptado una entrevista, y aclarado la posición de nuestra empresa y de quien escribe estas líneas sobre las razones técnicas para ubicar un centro de acopio, no un basurero como dice la nota periodística, jamás se redactó en forma clara que el centro de acopio se lo ubicó en el sitio más adecuado para mitigar la “posible” contaminación ambiental. El Municipio decidió la ubicación y nosotros acatamos y aceptamos la decisión basados en: 1. La ubicación permite a los camiones recolectores cargar la basura en contenedores sellados al pie de la autopista y evitar su ingreso a la urbanización. 2. Los vientos predominantes en la ciudad están orientados hacia la autopista; es decir en sentido contrario a la ubicación de las viviendas. 3. Hay suficiente espacio para proteger lateralmente con vegetación el área destinada para este objeto. 4. Las especificaciones de construcción son las adecuadas para este tipo de instalaciones; dotación de agua, pisos con pintura industrial, ventilación adecuada, puertas selladas, cubierta con aislamiento térmico, desagües para evacuar agua de limpieza, etc. 5. Los residentes no tendrán que pagar traslado de desechos hasta botadero Municipal. Causa preocupación la insuficiente investigación de la periodista en cuanto a informarse sobre los procedimientos y la forma que se solucionan estos temas en países del primer mundo; y más aún la orientación de los titulares cuando se indica “vecinos de un centro de acopio de desechos sólidos no peligrosos: es decir de la basura” y más adelante afirma “pero el Municipio aceptó una permuta y aprobó los permisos para construir el basurero”. Basurero, según el diccionario es la persona que recoge la basura y no el sitio desordenado, maloliente e insalubre que se intenta comparar con el centro de acopio. Mi intención es simplemente aclarar una publicación, sin polémica ni crítica a la labor periodística, pero no sin antes solicitar respetuosamente mayor consideración a la trayectoria de una empresa que se ha distinguido por la seriedad y cumplimiento de sus obligaciones. No tenemos otra alternativa que asumir las consecuencias que dicha publicación causa en nuestra imagen.

Ing. José Macchiavello A.

Presidente Ejecutivo

Etinar S.A.