Una peligrosa “cura” para el autismo

Varios audiovisuales en YouTube fueron eliminados por promover el consumo de una sustancia que contenía lejía y cloro.

22 may 2019 / 17:00

Buscar en Internet las curas para todo tipo de males tiene graves riesgos. Y aunque hay recomendaciones que suenan descabelladas, no faltan quienes se deciden a seguirlas.

Un ejemplo de los peligros es lo que se descubrió en Internet como tratamiento para el autismo. Allí se prometía la ‘Solución Mineral Milagrosa’ (MMS, por sus siglas en inglés).

Esta opción aparecía en los tres primeros lugares cuando se colocaba en el buscador de YouTube las palabras “cura para el autismo”. Se trata de una mezcla de cloro con lejía industrial y, aunque no lo crea, muchos padres se la daban a sus hijos. Hubo docenas de heridos y dos muertes en Estados Unidos, informó la BBC.

Algunos de estos videos fueron eliminados luego de que la publicación Business Insider lanzara una investigación en los que mostraba cómo esta mezcla se promocionaba como efectiva para combatir el autismo, la malaria y el cáncer.

Los más preocupante, según el estudio, es que al analizar 20 videos se comprobó que tenían más de tres millones de visualizaciones y que muchos de estos sitios incluían los enlaces al portal que vendía este producto.

Los investigadores piden ser más incrédulos y consultar con el médico antes de probar algún tratamiento. Hay que desconfiar cuando se ofrece, por ejemplo, una cura que hasta ahora no existe para algún trastorno o enfermedad.

En el caso del autismo, se trata una alteración en el desarrollo que genera deficiencia en las habilidades e interrelaciones sociales y alteraciones en la comunicación verbal y no verbal.

Según datos del Ministerio de Salud Pública, 1.581 personas en el 2017 fueron diagnosticadas con algún tipo de autismo en Ecuador.

Este contenido es una producción de Gráficos Nacionales SA Granasa, publicada originalmente en el sitio web www.expreso.ec y protegida por derechos de autor. Su reproducción total o parcial queda prohibida.

TAGS:
A LA CARTA