lunes, 20 agosto 2018
10:22
h. Última Actualización

Nicolás Asanza: El ingeniero que se enamoró de Combate

Su vida eran los números y los trámites, pero desde hace un año vive entre cámaras y competencias. Su fuerza lo convirtió en campeón de Combate.

14 feb 2018 / 11:32

Hasta ahora su nombre se ha mantenido lejos de los escándalos que suelen ser habituales en un reality show. Nicolás Asanza está seguro que su temperamento le ha beneficiado en este aspecto, aunque sabe que no está inmune a ser parte de los titulares de farándula en cualquier momento. El quiteño, quien lleva un año como miembro del programa concurso Combate, no siente rechazo de ser un ‘chico reality’, pero cree que el término se está tomando como algo malo innecesariamente.

“La gente se ha encargado de que se vea mal. Hay quienes son muy poco preparados o de escasos valores y cimientos y, por lo general, se dejan llevar por la fama o por la atención que no tuvieron antes. Entonces no les importa con quién se meten, de quién hablan mal, a quién le hacen daño. Yo creo en cambio que tengo muchos principios de vida y mi meta es ser feliz siempre”, mencionó.

El integrante del equipo azul admitió que ya se siente completamente parte del show televisivo, pero que en un principio le costó adaptarse a ser un personaje famoso. Él recuerda la primera vez que le pidieron un autógrafo como algo que lo sorprendió mucho. “Estábamos en Naranjal. Y una niña me pedía que le pusiera mi firma en su camiseta. Yo no quería dañársela y le decía que un garabato mío no le serviría. Si hubiera sido yo a su edad, mi mamá me hubiera regañado por llegar con la camiseta rayada”, explicó con algo de nostalgia la anécdota.

El actual campeón del equipo azul es ahora uno de los elementos más fuertes del juego y además de su destreza física y resistencia, cree que su personalidad es lo más imponente. “No he tenido problemas con nadie. Ninguno puede decir algo de mí y todos saben que soy muy frontal. Yo creo que la verdad es una sola. Ese es mi papel en el programa, ser directo. Mi virtud principal es ser inteligente. Siempre lo he sido. Además muy estudioso. Fui abanderado del colegio, mejor egresado de la universidad. Soy muy dedicado y analítico con lo que hago”.

El capitalino, que ahora vive en Guayaquil y que ya se acostumbró al calor, está agradecido y algo sorprendido por el cambio que ha tomado su vida luego de un año en el show. “Mi rumbo de vida iba hacia otro lado. Las condiciones en las que vivía eran diferentes, y trabajaba como ingeniero industrial. Nunca pensé que ingresaría a la televisión”, explicó, aunque ya había participado como modelo y ha hecho pequeños papeles actorales para programas webs.

Nicolás Asanza: El ingeniero que se enamoró de Combate

El ingeniero llegó a RTS acompañando a Martín Quintana, su mejor amigo. Un excombatiente que siempre le dijo que tenía potencial para el reality. “Pasó algo en Quito que cambió todo y lo intenté. Acompañé un día a Martín al canal, mientras yo estaba de visita en Guayaquil, y estaban todos los jefes haciendo castings y me pidieron hacerlo. Cuando es para ti, es para ti”.

La decisión de tomar un proyecto televisivo fue impulsada también por una mala racha económica y la búsqueda de una vida fuera de su hogar familiar. “Estábamos pasando una mala situación. Yo mantenía a mi mamá y a mi hermano pequeño, y todo coincidió. Yo trabajaba para ayudarlos a ellos. Yo ya quería hacer más cosas. Yo veía a compañeros míos que ahorraban, viajaban, se compraban carros, pero yo no podía. Esos gastos los necesitaba para la casa o no sabía si me alcanzaba y dije voy a probar”.

Con solo un romance sonado —con María Emilia Cevallos— el joven de 27 años está seguro que su título universitario y ahora carrera televisiva se pueden combinar a la perfección. “Soy ingeniero, nosotros resolvemos los problemas. Siempre daremos dos soluciones para algo y eso es lo que aporto al programa”.

Algo más...

* Nicolás Esteban Asanza Garrido se graduó en el 2016 en la Universidad Tecnológica Equinoccial.

* Por participar en Combate amigos y conocidos le han dicho de todo. “Las personas sí me decían que en la televisión me corrompería. Que me crearían romances, problemas con todos, pero está en ti saber manejar estas cosas”.

* Le gusta la actuación y ha sido invitado a pequeñas colaboraciones en el canal de Enchufe TV.

* Gusta de vestir con trajes y corbatas. La informalidad de la vestimenta en Guayaquil es algo a lo que aún no se adapta.

* Es uno de los competidores más fuertes de la 8ª temporada de Combate.

Este contenido es una producción de Gráficos Nacionales SA Granasa, publicada originalmente en el sitio web www.expreso.ec y protegida por derechos de autor. Su reproducción total o parcial queda prohibida.

A LA CARTA