Johann Vera, la música es su reto y capricho

El artista guayaquileño confirmó que su primer disco sale este año, pese a cualquier circunstancia.

15 jun 2019 / 18:57

El año anterior fue uno de los más complicados en la vida de Johann Vera. El cantante ecuatoriano tuvo que postergar sus sueños por las circunstancias con las que no contaba.

Pero la cancelación de un contrato discográfico, un accidente automovilístico y la detección de una enfermedad que deberá tratar de por vida son ahora una lección superada.

Tras meses de pausa y algo alejado de las redes sociales, su proyecto solista está nuevamente en marcha, esta vez apadrinado por la gira de Chayanne. Él fue el encargado de abrir los dos shows que tuvo el boricua en su paso por Ecuador.

La popularidad de Vera quedó comprobada. Sus fanáticas lo esperaban afuera del hotel Hilton Colón, donde se hospedó, y organizaron una convivencia con las personas de su club de fans. Pese a la presión de tener a tantas personas pendientes de él, aún se sienta con calma a conversar. Le contó a EXPRESIONES varios detalles de su álbum, por el que trabaja todos los días y al que quiere impregnar lo más que pueda su esencia.

Aunque las redes sociales son el escaparate en el que nació su carrera, admite que denominarse como youtuber quedó en otra etapa. ‘Artista’ es la palabra que lo define ahora.

La entrevista

¿Cómo es su vida normalmente?

Es como la muestro en redes sociales. Honestamente creo que todo lo que me pasa en la vida es porque se ha alineado y así pasan cosas increíbles. Cuando nos cambiamos a Miami, entre las primeras personas que conocí están Mau y Ricky, entablé relaciones con los Montaner y así conocí a más personas. Mi día normal está siempre enfocado en mi trabajo. Así sea subir una foto a redes, todo está pensado.

¿Se desligó de su imagen de youtuber y ahora es más músico?

Sí, eso espero. La gente me puede poner el título que quiera, lo importante es que conecten con lo que tengo que decir, en cualquier formato. No importa cómo llegaron a mi música.

¿Pero está más confiado en lo que hace?

Sí. Antes no me hubiera catalogado como cantautor, pero ahora en este proceso y con mayor confianza ya puedo decirme artista y cantautor. Por fin he podido encontrar la voz y el sonido que quiero demostrar.

¿Cuántas canciones faltan por salir?

Sencillos, ninguno. La música ya está. Lo que pasa es que es complicado ser independiente, lograr que todo se alinee, el presupuesto, tener gente detrás para que pasen las cosas.

¿Lo financian sus papás?

Nunca. Ni un dólar. Desde pequeño yo he hecho lo mío, castings y comerciales, y así podía pagar mis clases. Ellos no me apoyaban en esto, por eso yo lo costeaba.

Era la forma de decirles que esto es lo suyo...

Sí, y que no iba a parar de hacerlo. De alguna forma me enseñó a crecer.

¿Rebelde o perseverante?

Para ser perseverante se necesita ser rebelde. Lo puedes ver hasta en mi audición de La Banda o cómo le pedí a Chayanne acompañarlo. La gente puede tomar lo que hago de cualquier forma.

¿Cuándo se rinde?

Mi caso es bastante complicado. Hubo situaciones que en serio me hicieron pensar que no debería seguir en la música.

Se notó por el pare en las redes...

Sí, pero no fue tanto por eso. La gente piensa que las redes son trabajo y sube contenido por subir. Todo lo que pones debes sentirlo y significar algo para ti para después publicarlo.

¿Pero qué pasó?

¡Muchas cosas! Perdí un contrato, muy grande. La compañía con la que firmé cerró y echaron a la persona que me representaba. De seguro el álbum ya estaría de no ser por eso. Además tuve un accidente de carro bastante fuerte. Me diagnosticaron una enfermedad que debo tratar toda la vida, y fue en un proceso en que estaba creando las canciones. Escribí más de 40 y ahora es tiempo de elegirlas. Creo que como soy tan ‘picky’, lo que me encantó hace seis meses puede que ahora no me guste.

Si ya tiene tantos sencillos ¿por qué no compilarlos para un EP? ¿Lo sacará en físico?

No, será digital. Quiero tener un apoyo detrás para que pueda ir más allá como un artista de disquera, ir a radios, tener promoción y marketing. Todo esto significa mucho dinero y necesito el presupuesto y los recursos para lograrlo. Pero el disco sale este año.

¿Vale la pena ser independiente?

Es un capricho mío sacarlo de esta manera. Quiero poder decir: “Lo logré, lo hice solo”. Ya si después me va bien y llegan las propuestas, firmaría con un ‘label’.

¿Puede adelantar el nombre de esto que tiene más de dos años de trabajo?

La verdad no. Tengo varias opciones. Además, quiero que sea medio sorpresa.

Este contenido es una producción de Gráficos Nacionales SA Granasa, publicada originalmente en el sitio web www.expreso.ec y protegida por derechos de autor. Su reproducción total o parcial queda prohibida.

TAGS:
A LA CARTA