Lumpen

09 sep 2019 / 20:30

    La metida de la mano a la justicia, fraguada con temeridad y alevosía durante la década pasada, nos dejó como herencia un sistema judicial corrompido, donde la falta de imparcialidad e independencia constituían un factor fundamental para ser elegido operador judicial.

    La generalizada desconfianza en la justicia ha desembocado en lo necesario y urgente, un proceso general de evaluación para identificar el lumpen judicial existente y expulsarlo de tan noble función del Estado.

    Resulta indiscutible que lumpen hay en todos lados. Dícese de un grupo social que atenta sin ningún tipo de principios, contra la seguridad de individuos o colectividades, bajo un ánimo rapaz y delincuencial, cuya subsistencia depende, en gran medida, de actividades deshonestas o criminales.

    El hecho de someterse a una evaluación no implica entrar en un proceso de separación o persecución, pues todas las autoridades y servidores estatales están sujetos al escrutinio público; por ello no existe ninguna razón para escandalizarse cuando el Consejo de la Judicatura decide evaluar a sus jueces, más aún cuando diariamente recibimos noticias en las que por malas decisiones judiciales se deja en la impunidad a delincuentes contumaces.

    Es crucial que tengamos jueces independientes y libres de compadrazgos para asegurar la aplicación cabal de la ley, sin banderas políticas, palancas, maletines o sobres llenos de dinero, que lo que buscan es comprar la conciencia y voluntad de cierto lumpen.

    Asimismo, por profilaxis, resulta imperativo que el resto de burócratas también sean evaluados, pues gracias a la prensa libre, que con sagacidad reportó el patrimonio de varios funcionarios del nivel jerárquico superior a inicios de su gestión, se puede contrastar, sin mucho esfuerzo, que el patrimonio de “algunitos”, en 2 años se incrementó en más del 1.000 %.

    La famosa cirugía profunda contra la corrupción, que ha sido tantas veces anunciada, debe comenzar sin más dilaciones. Bienvenidas las evaluaciones y la depuración de todo lumpen enquistado en el Estado.

    Este contenido es una producción de Gráficos Nacionales SA Granasa, publicada originalmente en el sitio web www.expreso.ec y protegida por derechos de autor. Su reproducción total o parcial queda prohibida.

    TAGS:
    TE RECOMENDAMOS
    A LA CARTA