Ecuador en tiempos revueltos

24 jun 2019 / 00:39

    En el Ecuador vivimos tiempos revueltos, de escándalo en escándalo sobre corrupción. Los policías presos por defender a la población, la delincuencia libre gracias a venales jueces apalancados en la Constitución; esa que le otorga derechos a la naturaleza que depredamos, la que tiene “como prioridad” a la niñez y la familia, la cual es pisoteada por interpretaciones espurias de una Corte Constitucional que, rebasando sus facultades, reforma la Carta Magna buscando la modernidad, rompiendo los esquemas tradicionales, ampliando el concepto de familia, resultando el fraccionamiento, desintegración de una sociedad que involuciona, confrontada y enfrentada.

    Pareciera que en el Ecuador vivimos en una gran “omelette social”, donde se rompieron los huevos de los principios, se los revuelve dándole la vuelta a la tortilla según las conveniencias de grupos minoritarios, que ante la desorganización e inacción de la mayoría, la van cercando de manera sistemática.

    Pareciera que “la evolución” de las normas dentro de la Constitución vigente causa la involución social.

    Se defiende el “derecho” de los menores al disfrute de su libertad sexual, pero son indefensos ante los caprichos de minorías y del abuso sexual de los mayores. A las instituciones de control como Fiscalía y Contraloría se las convierte en inútiles, restándoles facultades, como la de ordenar la prisión preventiva a la primera; y a la segunda, la del control de los recursos públicos para verificar si las instituciones del Estado consiguieron los objetivos deseados a través de la utilización de los recursos del Estado, gracias a una Constitución que fue creada para ser el cimiento sobre el que se construyó el andamiaje de la corrupción e impunidad. Todo ello me lleva a cuestionarme si no será mejor, vía consulta popular, eliminar la Constitución de la “revolución ciudadana”, retomar la de 1998 para realizar las reformas legales necesarias que respondan al interés de las mayorías en la sociedad, y no a la corrupción o al capricho de ciertas minorías, dejando así de vivir en el Ecuador de los tiempos revueltos.

    Este contenido es una producción de Gráficos Nacionales SA Granasa, publicada originalmente en el sitio web www.expreso.ec y protegida por derechos de autor. Su reproducción total o parcial queda prohibida.

    TAGS:
    TE RECOMENDAMOS
    A LA CARTA