El histórico e ignoto himno de la provincia

Fue creado en 1841 por José Joaquín de Olmedo. Aunque en el 2009 se lo rescató, en Guayaquil muy pocos lo cantan.

Guayas /
08 nov 2018 / 00:01

Celebremos la luz memorable/En que el Guayas feliz recobró/Sus preciosos derechos perdidos/Por tres siglos de dura opresión. Es la primera estrofa del Himno a la Provincia de Guayas, que nació como un poemario del patriota guayaquileño José Joaquín de Olmedo en 1841, y que hoy, pese a los esfuerzos de recuperarlo, la mayoría desconoce.

“No tenía ni idea de que existía, no había escuchado la letra jamás. No la leí en libros, mis hijos que están en colegio tampoco me han hablado de él. ¿Que la escribió Olmedo? ¿Que es parte de nuestra historia? Simplemente no me lo creo”, precisó Ernesto Carrión, guayaquileño de 47 años que dijo estar atónito ante la existencia de este canto, cuya composición original (hoy perdida) fue realizada por Antonio Neumane, también autor de la música del Himno Nacional.

El pasado lunes durante el pregón cívico que dio inicio al homenaje por los 198 años de provincialización del Guayas, que se conmemora hoy, EXPRESO dialogó con los estudiantes de varios colegios y sus padres y la respuesta fue la misma.

“Conozco el himno al Ecuador y el de Guayaquil, pero del Guayas no sé nada. Juraría que no existía. ¿No es esto una broma?”, se preguntaba una y otra vez Romina Cascante, de 17 años y alumna de un centro educativo particular del norte de la ciudad, al recalcar que en ninguno de los actos cívicos de los que ha participado ha escuchado la estrofa. No imagina ni siquiera el tono en el que se lo canta.

Según los datos históricos, en 1841 y luego de 21 años de haber sido creada la provincia (1821), Olmedo escribe este himno en su honor. Sin embargo, las partituras se pierden.

“Al intentar en el 2009, desde la Prefectura, fortalecer los símbolos patrios descubrimos de su existencia. Siempre se pensó que el Himno al Guayas era el mismo de Guayaquil. Pero al buscar e investigar nos topamos con esto. Lastimosamente la composición desapareció. Hay registro de que Neumane la compuso, mas no de cómo sonó”. Y por eso, agrega el historiador Miguel Cantos, gestor cultural del organismo, es que el compositor Pedro Castro Silva, director de la Banda Blanca de la Armada, le dio la nueva musicalización.

De allí que la Armada es de las poquísimas instituciones que en el Puerto Principal lo toca. Aún así -dicen los ciudadanos- resulta difícil identificarlo.

“Yo trato de seguir a esta banda por donde va porque me gusta mucho cómo tocan. Pero sinceramente desconozco si le han cantado a la provincia, no podría identificarlo. Lo que me está hoy diciendo es un enorme descubrimiento”, precisó también Mario Córdova, de 60 años.

En Guayaquil y otros nueve cantones, precisa la Prefectura, desde hace dos años se está intentando que el himno sea difundido hacia los estudiantes a través de folletos que llevan la letra del himno impresa y mediante las clases de Música.

El colegio Altamar es uno de los que ha acogido el proyecto. Allí cerca de 1.200 jóvenes lo conocen. “Que lo entonen en fechas importantes y en el minuto cívico me parece vital. Y es que recuperarlo no solo implica mantener vigente el legado de Olmedo, sino volver a la tradición”, señala Jessenia Baidal, instructora del establecimiento, quien hace un llamado a que todo “guayaquileño se lo aprenda y lo promueva”.

El histórico e ignoto himno de la provincia

Para Jenny Alvarado, docente de la Unidad Educativa Dolores Cacuango, si bien ni sus alumnos ni ella lo han escuchado, es necesario rescatarlo, pero es aún más importante rescatar la actitud patriótica con la que se lo canta. “Si al estudiante no se lo instruye sobre el amor a la patria, ningún himno por más bonito que sea o por más historia que tenga se va a instaurar”.

Carlos Bourme, docente de Lengua y Literatura del colegio Espíritu Santo, coincide, pero va más allá. El hecho de que la composición de a poco se vaya metiendo en las aulas y hogares de Guayaquil, es una oportunidad para conocer la poesía. “Olmedo fue grande. Ojalá y pronto esas estrofas puedan estar grabadas en nuestra mente”.

Lastimosamente ese proceso, advierte Carmen Avilés, presidenta de la fundación Símbolos Patrios, no es nada fácil, puesto que requiere de una gran campaña de educación, que en algunos casos dura décadas. Para que el himno llegue a la comunidad, este debe ser cantado todos los lunes o viernes, al llegar o despedir al colegio, como también propone la Gobernación.

“El Ministerio de Educación, asimismo, a través de sus libros debe promoverlo, así como los maestros a través de sus clases. Eso debe surgir por iniciativa propia y desde que los niños son pequeños para que se acostumbren a él”, aconseja.

Los alumnos, no obstante, tienen pensamientos divididos. Por un lado están quienes apoyan la idea de recitarlo en cada acto solemne; pero por otro, están los que lo consideran innecesario, teniendo en cuenta que, como dice Alvarado, hace falta patriotismo.

Ofrendas y desfiles por la provincia

Por conmemorarse los 198 años de provincialización, a las 08:00 de hoy la Dirección Provincial de Cultura del Guayas colocará una entrega floral en el parque Centenario y la Gobernación, asimismo, dos horas más tarde, realizará una misa en el Santuario del Señor de la Divina Misericordia, en el kilómetro 26 de vía a la costa. Para las 17:00 está prevista la sesión solemne en el Centro Cívico de la ciudad.

A excepción del acto religioso, se tocará el himno en el resto de actividades. La Orquesta Sinfónica de la Prefectura, asimismo, lo hará el sábado durante el festival ‘Conoce tu provincia Guayas’ en Samanes; y el 24 de noviembre, los colegios de varios cantones que participarán del ‘Desfile de los Pueblos’, que este año se realiza en el barrio Garay.

Himno a la provincia del Guayas

Coro:

Celebremos la luz

memorable

En que el Guayas

feliz recobró

Sus preciosos derechos perdidos

Por tres siglos de

dura opresión.

I estrofa:

En el 9 de Octubre glorioso

Libertad anunció

el claro sol

Y su luz esplendente

aquel día

Con más vivos

reflejos lució.

En patrióticos fuegos

encendidos

Y animados de

heroico valor,

A los campos de

Marte corrimos

A vengar de la patria

el honor.

Coro final:

Cesen ya los rumores

de guerra,

Cese ya de tronar el cañón;

Y que sean las

nuestras divisas

La concordia, la paz

y la unión.

Este contenido es una producción de Gráficos Nacionales SA Granasa, publicada originalmente en el sitio web www.expreso.ec y protegida por derechos de autor. Su reproducción total o parcial queda prohibida.

A LA CARTA