domingo, 19 agosto 2018
17:57
h. Última Actualización

Enésima prueba en la medular azul

El regreso de Lastra para visitar hoy a Independiente abre el debate del centro del campo, que tuvo ocho variantes este año.

11 ago 2018 / 00:00

“El fútbol es a partir de los buenos centrocampistas. Los equipos se familiarizan con ellos y si tienes buenos tendrás el balón y el control, y estarás más cerca de ganar”. “Cuando sé qué centrocampista posee un equipo, sé lo que voy a ver”. Primero Xavi Hernández y después Jorge Sampaoli, en una frase que se le volvió en contra, valoraron la importancia de los volantes y, al mismo tiempo, del valor de tener continuidad en esta zona de la cancha.

Emelec es todo lo contrario. En la presente temporada, la peor de los últimos años en números, la sala de máquinas eléctrica ha visto pasar hasta ocho variantes (ver infografía).

Arroyo junto a Lastra, uno de estos acompañado por Burbano, Nelson Soliz, Quintero, Quiñónez... Un baile de nombres que ha derivado en una falta de identidad a un conjunto que en esta década lideró el fútbol ecuatoriano tanto en resultados como en juego.

Esta tarde, para medir a Independiente del Valle en Sangolquí, Mariano Soso podría variar de nuevo. El regreso de Osbaldo Lastra, con altibajos este curso, abre el debate sobre quién debe ser titular como eje en el centro de la cancha.

Siempre que el espigado volante estuvo disponible jugó, y aunque durante la presente semana Mariano Soso dudó con el doble cinco (Lasta-Arroyo), finalmente el técnico no variará el dibujo táctico.

El hecho de actuar en la altura, donde Soso no conoce la victoria, podría hacer pensar en un resguardo más defensivo. Sin embargo, el técnico considera que el último duelo ante Liga de Quito fue el mejor en cuando al juego desde que arribó al Bombillo, algo que fortalece sus intenciones.

Lógico también si se analiza el rendimiento global de las diferentes parejas de volantes. La formada por Lastra y Arroyo, la segunda más utilizada (6 partidos), fue claramente la de peor rendimiento superando apenas el 27 % de efectividad: Números de descenso.

Y aunque sorprenda por sus características, la opción de Burbano actuando más centrado para ayudar al volante de marca ya le dio buenos resultados al estratega argentino, ganando a El Nacional y Guayaquil City recientemente. Funcionó con Lastra, pero también junto a Arroyo, el otro opcionado a ser titular como eje del rombo esta tarde en el estadio Rumiñahui de Sangolquí.

Por eso, salvo sorpresa el argentino planteará un dibujo 4-4-2 utilizado en las últimas semanas con rendimiento dispar. Debe elegir entre Lastra y Arroyo, quienes serán acompañados por Burbano, Joao Rojas y Joel López Pissano.

Arroyo partiría con ventaja, ya que durante toda la temporada se mantuvo en el once perdiéndose apenas tres cotejos. Aún así, ha sido muy criticado por su perfil más defensivo y las dificultades que tiene para iniciar el juego eléctrico, característica obligada para que funcione en un estilo arriesgado.

En ese sentido, Lastra genera más confianza por su capacidad para robar y su fiabilidad en el pase, como demostró el pasado año siendo clave para conseguir el título.

Este contenido es una producción de Gráficos Nacionales SA Granasa, publicada originalmente en el sitio web www.expreso.ec y protegida por derechos de autor. Su reproducción total o parcial queda prohibida.

A LA CARTA