El lunes inician los estudios para construir el tren playero

El primer tramo tendrá un costo de 400 millones de dólares y será por concesión. La segunda etapa, entre Posorja y Manta, necesitaría de un subsidio.

Quito /
11 oct 2018 / 00:01

Es un ofrecimiento que se planifica de a poco. El proyecto de tren playero, que uniría a Guayas, Santa Elena y Manabí, todavía no cuenta con estudios técnicos ni forma parte de los planes que presentaron meses atrás ministerios como Transporte y Comercio Exterior. Sin embargo, según el Gobierno, ya hay estimados de costos y hasta tiempo de entrega.

En rueda de prensa, ayer en Quito, el secretario de la Presidencia, Eduardo Jurado, afirmó que el costo total de los 400 kilómetros que tendría la ruta es de unos 1.000 millones de dólares.

El primer paso, luego de la rueda de prensa, será la redacción de los estudios técnicos. Eso arrancará el lunes. En dichos documentos se plasmará el proceso de licitación para la construcción de la primera fase del tren. Es decir, el tramo de Daule, Guayaquil y Posorja. El costo previsto de esta etapa es de 400 millones de dólares por 100 kilómetros de obra.

Ese segmento del proyecto, anunciado por el presidente Lenín Moreno durante su discurso por los 198 años de Independencia de Guayaquil, tomará dos años y dos meses.

El ministro de Transporte y Obras Públicas, Aurelio Hidalgo, explicó que existen interesados en este proyecto. No dio nombres ni el origen de los posibles involucrados.

Lo que sí adelantó es que la obra será concesionada al sector privado y será financiada por créditos no reembolsables. “No le costará al Estado”.

La segunda etapa, que tomaría otro año más, puede generar costos al Gobierno. Las autoridades admitieron que se podría establecer un subsidio para que se concrete el tren. “La primera etapa es rentable y por tanto no tenemos ningún problema en cuanto a su ejecución y al interés de los inversionistas. La segunda etapa posiblemente habrá que hacer un subsidio por parte del Estado pensando en el desarrollo turístico de la zona”, explicó el ministro Hidalgo.

Junto al consejero presidencial, Santiago Cuesta, Hidalgo y Jurado detallaron las aspiraciones que hay detrás del proyecto de tren. Permitirá la movilización de pasajeros, entre 6.000 y 7.000 personas a diario, y el traslado de carga. Unos 1.000 contenedores mensuales circularían porque se conectará a los tres puertos más importantes del país: Guayaquil, Posorja y Manta.

“No hay otra manera de reactivar (las zonas) de una manera rápida. Tenemos abandonada media Península y esta va a ser la forma de reactivar esa economía y de interconectar las economías de Guayas con Santa Elena y con Manabí”, sentenció Jurado.

Cuesta resaltó otro beneficio del nuevo plan gubernamental, la “descarga” del tránsito pesado en Guayaquil. Según explicó, la movilización de camiones se reducirá en la ciudad.

A la par, continuaron los ofrecimientos, habrá una reducción de costos en el transporte de los productos. En cada ciudad habrá una estación.

Otros datos

Conectividad

El tren articulará para el desarrollo productivo y de competitividad los puertos de Guayaquil, Posorja y Manta; así como la interconectividad de los aeropuertos de Manta, el futuro aeropuerto de Guayaquil (Chongón) y aeropuerto de Salinas.

Rutas

La ruta establecida por el Gobierno empieza en Daule, pasará por Nobol y llega a Guayaquil; y desde este último punto a Posorja, Playas, Engabao, Chanduy, Ancón, Salinas, Punta Blanca, Ayangue, Montañita, Puerto López, San Lorenzo, hasta llegar a Manta.

Economía

La economía de Ecuador está en el número 29, a nivel mundial, en calidad de carreteras y 40 en calidad de aeropuertos de acuerdo al Foro Económico Mundial, sin embargo, durante este proceso de evolución se dejó a un lado el ferrocarril.

Este contenido es una producción de Gráficos Nacionales SA Granasa, publicada originalmente en el sitio web www.expreso.ec y protegida por derechos de autor. Su reproducción total o parcial queda prohibida.

A LA CARTA