No trabajan y quieren sueldo

El CAL suspende los sueldos a los correístas de la Embajada mexicana. Mientras tanto, el Pleno se negó a rechazar la intención de la Conaie de formar un ejército.

23 oct 2019 / 00:04

Gabriela Rivadeneira, Soledad Buendía, Carlos Viteri, los legisladores correístas que abandonaron su lugar en la Asamblea Nacional y se alojaron por propia voluntad en la Embajada de México, quieren seguir recibiendo su salario de 4.759 dólares más beneficios. Ayer, el Consejo de Administración Legislativa (CAL) resolvió retirárselo provisionalmente, hasta que se reintegren (si ellos quieren) a las funciones para las que fueron electos. Pero el bloque parlamentario de la Revolución Ciudadana lo considera un atropello. Una “decisión arbitraria”, dijo Juan Cristóbal Lloret, que fue quien dio la cara en su defensa (o en la de sus bolsillos).

La víspera, adelantándose a la decisión del CAL, Lloret había enviado un correo electrónico al presidente César Litardo solicitándole se respete el derecho a la defensa de los tres asambleístas. Es necesario, dijo, “que el CAL pueda escucharlos a través de los diferentes medios telemáticos”. Porque abandonar la Embajada y acudir en persona es algo a lo que no parecen estar dispuestos (el miedo es libre). El legislador correísta insistió en que no existe fundamento legal para retirarles el salario: “El día de mañana yo podría irme a una maestría -argumentó- ausentarme por un mes y dejar a mi alterno” sin por ello perder el derecho a recibir el sueldo de asambleísta. El caso es que el CAL acogió y no acogió el pedido: accedió a escuchar a Rivadeneira, Buendía y Viteri, y programó para mañana sus comparecencias. Pero hasta tanto, y a la espera de que los tres correístas solucionen su situación (que parece ser más permanente y definitiva que una maestría), les retiró el sueldo.

▷Lea: 7 preguntas clave sobre los asambleístas protegidos por México

“Será extemporáneo que sean recibidos si ya se tomó una decisión”, fue la reacción de Lloret.

En la misma situación se encuentra el también correísta Yoffre Poma, detenido por haber participado en acciones de boicot a infraestructura petrolera. Este caso cuenta con un precedente claro: el de la asambleísta Esperanza Galván, detenida por corrupción mientras se encontraba en el ejercicio de su cargo; según explicó la socialcristiana Cristina Reyes, los miembros del CAL fueron objeto de una glosa de Contraloría por no haber suspendido el pago de su sueldo mientras permanecía en prisión.

Por lo demás, mientras el Pleno se entregaba al tratamiento de las leyes de Alimentación Escolar y de Seguridad Social, el debate sobre las causas y las responsabilidades de la conmoción social que sufrió el país entre los días 2 y 13 de octubre continuó abriéndose paso en la Asamblea. Ayer, el CAL resolvió derivar al Pleno la responsabilidad de nombrar a la comisión multipartidista que asumirá la investigación de esos hechos. El punto ha sido incluido ya en el orden del día de la sesión ordinaria de mañana, jueves 24.

Por la tarde, dos pedidos de cambio del orden del día volvieron a aterrizar el tema en el plenario. Primero, el asambleísta de CREO Fernando Flores propuso debatir una resolución para rechazar la intervención del régimen de Nicolás Maduro en la política interna ecuatoriana, con el fin de desestabilizar la democracia. Dos elocuentes videos le sirvieron de argumento: en el primero aparece el dictador venezolano dirigiéndose al Foro de Sao Paulo con las palabras “Estamos cumpliendo el plan, ustedes me entienden”; y reiterando: “El plan va en pleno desarrollo”. En el segundo se escucha a Diosdado Cabello, presidente de la Asamblea Constituyente venezolana, refiriéndose a los acontecimientos de Ecuador y Chile como “apenas una brisita, ya se viene el huracán”. La propuesta de Flores fue aprobada con 76 votos a favor y 25 del correísmo en contra.

▷Lea: CAL suspende pago de salarios de asambleístas refugiados en la embajada de México en Quito

La segunda propuesta, del socialcristiano Vicente Taiano, no pasó. Él quería debatir una resolución de rechazo a las expresiones del presidente de la Conaie, Jaime Vargas, quien anunció su voluntad de “hacer nuestro propio ejército”. A la oposición del correísmo se sumó la de Pachakutik y varios asambleístas del oficialismo y el BIN, así como la abstención de gente de CREO (Homero Castanier, Jeannine Cruz, Gloria Astudillo...). 56 votos a favor no fueron suficientes para aprobar la propuesta.

El detalle

La agenda de mañana. El Pleno nombrará dos comisiones: una para investigar la conmoción social; otra para tratar las reformas constitucionales.

Fiscalización

Juicio político en la cultura

Está preso pero quería fiscalizar. El CAL descartó el pedido de juicio político en contra del ministro de Finanzas, Richard Martínez, propuesto por el correísta Yoffre Poma hasta que se solucione la situación del asambleísta. Sí se aprobó, en cambio, el pedido de juicio contra el exministro de Cultura Raúl Pérez Torres presentado por la correísta Lira Villalba.

Este contenido es una producción de Gráficos Nacionales SA Granasa, publicada originalmente en el sitio web www.expreso.ec y protegida por derechos de autor. Su reproducción total o parcial queda prohibida.

TAGS:
A LA CARTA