Asamblea, casi dos años después, retoma el debate del Código de la Democracia

El trámite se suspendió en enero de 2018. El CNE y el TCE presentaron nuevas propuestas.

Quito /
10 sep 2019 / 15:10

Debió pasar un año ocho meses, y con la premura de las elecciones del 2021, para que el pleno de la Asamblea Nacional retome el segundo debate del proyecto de reformas al Código de la Democracia. El debate se suspendió en enero de 2018, tras la intervención de cinco asambleístas.

Ahora el apuro de los legisladores para retomar el tema es que buscan que no se cumpla el plazo constitucional y legal para que se aprueben cambios al tema electoral.

La normativa establece que solo se podrán hacer cambios al Código de la Democracia hasta un año antes de las elecciones, en este caso, las reformas deberían estar aprobadas hasta finales de noviembre y que la puesta en vigencia sea hasta fin de mes, ya con la publicación en el Registro Oficial.

El debate se deberá dar sobre la base del informe presentado por la Comisión de Justicia. Sin embargo, un nuevo debate surge en torno al tema, esto es, si las reformas últimas presentadas por las dos facciones del Consejo Nacional Electoral (CNE) y las planteadas por el Tribunal Contencioso Electoral (TCE) pueden ser consideradas como observaciones al documento sobre el cual se está debatiendo.

Para la presidenta de la Comisión de Justicia, Ximena Peña (PAIS), esto es factible, puesto que no se ha cerrado el segundo debate y lo importante y legal es que se trate el debatan los temas para que sean considerados dentro de las reformas. Para ello, en la reinstalación del debate se espera que los vocales del CNE y del TCE se los reciba en comisión general para que expliquen el contenido de sus propuestas.

Criterio con el que coincide el jefe de bancada del Partido Social Cristiano (PSC), Henry Cucalón. “jurídicamente es posible pero no lo más conveniente” tomando en consideración que los textos presentados por la Función Electoral son complejos y amplios de debatir. Insistió en que lo importante es debatir, y será el pleno el que decida, con la votación lo que acoge y lo que no lo hace.

Al respecto, las asambleístas Marcela Aguiñaga (RC) y Lourdes Cuesta (Independiente) no están de acuerdo. Aguiñaga sostiene que el tratar de incluir las propuestas del CNE y TCE como observaciones sin haber sido debatidas tienen visos de inconstitucional.

Explicó que para poder incluir estos textos primero debieron pasar por el conocimiento y debate de la Comisión de Justicia para que emita el informe para primer debate, y luego de cerrado el mismo, el pleno de la Asamblea resolver que se incluya como observaciones, “tal como se hizo con el proyecto de Seguridad Ciudadana que ahora son parte del tratamiento del proyecto de reformas al Código Orgánico Integral Penal (COIP)”, dijo.

Ella asegura que las reformas presentadas por la Función Electoral es un nuevo Código de la Democracia que reformaría más del 70% de la normativa actual.

La asambleísta Lourdes Cuesta, vocal de la Comisión de Justicia afirmó que los vocales de la Mesa nunca han tratado o conocido las reformas propuestas por el CNE y el TCE, y que solo la presidenta de la Mesa, Ximena Peña, ha elaborado una matriz, con los temas que se están en debate para el pleno, y las propuestas d ellos organismos electorales.

“Son temas demasiados importantes los que se han planteado desde lo electoral, como el cambio del método de distribución de escaños, la eliminación de la distritalización, la eliminación de las circunscripciones territoriales, el control a las aportaciones a las agrupaciones políticas, el control al gasto de campaña, entre otros, para que se los quiere incluir sin ningún debate”, sentenció.

Este contenido es una producción de Gráficos Nacionales SA Granasa, publicada originalmente en el sitio web www.expreso.ec y protegida por derechos de autor. Su reproducción total o parcial queda prohibida.

TAGS:
A LA CARTA