miércoles, 20 junio 2018
17:27
h. Última Actualización

Cómo adelgazar según su edad

A los 20 años, nuestro metabolismo responde muy bien a ese deseo de deshacernos de las libras de más.

27 feb 2018 / 00:02

A los 20 años, quisiéramos tener ese tiempo libre con el que contábamos de niños y, a los 40, nos gustaría recuperar esas ganas por comernos al mundo. El tiempo pasa y va dejando su rastro. Lo notamos cuando nos miramos al espejo y saltan a la vista esas libras acumuladas en ciertas partes y de las que ya no nos podemos deshacer fácilmente.

Los 20 son la mejor edad para bajar de peso y a los 40 aquello ya tiene sus trabas: perdemos masa muscular y las hormonas juegan en contra.

María Gabriela Félix, nutricionista, esteticista, cosmetóloga y docente, dice que el estrés que aumenta con los años y con las responsabilidades es parte de las causas.

Si no hemos tenido costumbre de hacer actividad física, la disminución de la masa muscular que llega a partir de los 40, puede sorprendernos antes y de peor forma de la esperada.

Esta profesional explica que cada edad tiene sus requerimientos. No es lo mismo lo que necesita un joven y la alimentación que lo hará recargar energías, que lo que debe ingerir alguien que ha pasado del cuarto escalón. Por ejemplo, la mujer comienza a perder estrógenos y una buena forma de adquirirlos es a través de los alimentos como las semillas de lino, el pan integral, el humus, el ajo, el aceite de oliva, los frutos secos y la soya. Además, la dieta dependerá también de la actividad que realice y de las enfermedades que padezca.

Por supuesto, el ejercicio es el complemento clave para lograr ese objetivo de perder las libras que hemos ido acumulando.

Pero hay que saber qué hacer si queremos adelgazar. No tiene sentido caminar media hora de manera lenta, donde perdemos unas 50 calorías, si luego comemos algún dulce que nos da entre 150 y 200 calorías, explica el médico deportólogo Fabián Sanmartín, quien dirige el Laboratorio de Evaluaciones Funcionales Deportivas.

Caminar ayuda al corazón, pero para que perdamos calorías hay que tener en cuenta algunos aspectos. “Camine tan rápido como pueda, pero de manera que le permita mantener una conversación fluida con alguien. Eso significa que está caminando en una zona aeróbica. A ese paso acelerado tiene que caminar al menos 45 minutos para quemar la cantidad de calorías que pudieran ser significativas para la bajada de peso”, indica este profesional que además ha sido médico de varias federaciones deportivas.

Es importante también que tome en cuenta que a cierta edad ese sedentarismo hace que aumente nuestro perímetro abdominal y que la grasa se acumule en ciertas áreas.

Raúl Santamaría, cirujano bariátrico y propietario de la clínica que lleva su apellido, explica que los chicos desde la pubertad comienzan a tener esa libertad para comer lo que quieran y su elección no siempre es la más saludable, algo que suele mantenerse a lo largo de su vida.

Dice que no solo hay que preocuparse por lo antiestético del peso, sino por los problemas de salud que empiezan a aparecer. Puede que se presenten problemas a nivel de las grasas, dolores articulares, infartos, diabetes...

Para saber cómo enfrentarnos a esas libras indeseadas, hay que identificar cuáles son los factores que nos juegan en contra en cada década, qué debemos reforzar en nuestra alimentación y en nuestra actividad física y qué debemos dejar a un lado.

EXPRESO le muestra también el peso que la ansiedad tiene en nuestra subida de peso, especialmente en esas edades en la que tenemos más responsabilidades. Es importante que aprenda a manejar el estrés que hace que la comida se convierta en su fuente de escape.

Este contenido es una producción de Gráficos Nacionales SA Granasa, publicada originalmente en el sitio web www.expreso.ec y protegida por derechos de autor. Su reproducción total o parcial queda prohibida.

A LA CARTA