jueves, 22 febrero 2018
17:40
h. Última Actualización

¿Por qué Sí?

01 feb 2018 / 00:01

    No solo es cinismo, no. El correísmo es mucho más que eso. Hay que reconocer que usa indecencias para distraernos. Logran capturar la atención cuando expresan cosas como que son víctimas de violaciones de derechos humanos o que el Sí significa que las autoridades se las elegirá a dedo y que este gobierno escogerá a sus amigos y parientes. Fueron ellos quienes hicieron esas barbaridades. ¡Y claro, capturan tu atención porque no se puede pasar por alto tanta desvergüenza!

    Ellos son quienes construyeron un tejido legal para someter al pueblo bajo los deseos de Rafael Correa, quien como sabemos, proyecta una personalidad afectada, y quieren que ello perdure.

    Mi voto será por el Sí, porque no quiero solventar a más corruptos. Veo en demasía exfuncionarios viviendo en mansiones y manejando autos de lujos. La corrupción a esa dimensión ya repugna. También repugna la complicidad frente a los niños violados. Tengo la impresión de que para ellos es muy normal este crimen. Veo y oigo palabras vacías y lenguaje corporal que exige que no se le dé tanta atención al tema de la violación infantil porque es preferible que sea tratado en silencio discreto, no vaya a producirse un desbalance en la estabilidad política.

    Votaré por un Sí porque no quiero a un juez como Juan Paredes ni a los que se le parezcan. Votaré Sí porque quiero una Corte Constitucional que por lo menos respete la Constitución y los Derechos Humanos, y deseo unas autoridades de control que no sean serviles sectarios sino probos en ética y conocimiento.

    Votaré por el Sí porque quiero, así sea en algo, salvar al Yasuní y que la Tierra sea tratada con respeto y con real interés, pues si ella muere, morimos con ella también.

    Votaré Sí porque quiero que este Gobierno sepa que tiene los días contados si no paga la deuda que dejó su socio Correa. No olvidamos que fueron íntimos compadres, solo que estamos abriéndonos a la transición por la recuperación de la libertad.

    TE RECOMENDAMOS
    A LA CARTA