domingo, 25 junio 2017
22:01
h. Última Actualización

La hora del soberano

19 feb 2017 / 00:02

    Las sociedades y repúblicas democráticas solo existen en tanto y en cuanto los colectivos humanos y la ciudadanía son capaces de crear y recrear sus instituciones, relaciones y prácticas de sus derechos políticos. Lo hacen desde lo que se llama la voluntad y decisión popular. Hoy no estará presente ninguna acción comunicativa de presión psicosocial sobre él, buscando ser ganado para tal o cual propuesta y candidato.

    Hoy la democracia encuentra el espacio más alto de privilegio, fundamento y reproducción social: el momento del voto. Desde que las repúblicas y regímenes democráticos existen, esta es la circunstancia más importante para la institucionalidad de estos principios. Aunque también es cierto que siempre se dirá que la democracia no es solo votar en las elecciones sino además comprometerse con los destinos del país, sus instituciones y perspectivas de ellas. Lo cual es cierto y de trascendencia social. Sin embargo, el día de hoy, con toda su ritualidad y limitaciones, debe ser reconocido como el momento decisivo y determinante, en el que el único dueño de la voluntad, la decisión y soberanía popular, el ciudadano, a través de su pronunciamiento legitima, valida y da importancia a la democracia.

    Hoy ya no habrá argumentos a favor o en contra de cualquier candidato, proyecto político, propuesta o eslogan. Solo estará el ciudadano ante las urnas, con su autónoma decisión y libertad de elegir. Por eso bien puede decirse que este es el momento en el cual el auténtico soberano, con su pronunciamiento, decide su destino, el de su familia y del país.

    Estamos hoy ante la hora del ciudadano, día del soberano. Momento, fecha y tiempo en la que solo él, su comprensión y análisis de las propuestas, cuanto su resolución final, serán los únicos que den legitimidad y refrenden la democracia como modo de vida, sociedad e institucionalidad. Su decisión es no solo importante sino trascendente. En esta hora del auténtico soberano, él sabrá definir su elección y lo hará en el pronunciamiento frente a las urnas. Por eso hoy es un día decisivo para la vida política y la libertad del Ecuador.

    colaboradores@granasa.com.ec

    TAGS:

    TE RECOMENDAMOS
    A LA CARTA