viernes, 24 noviembre 2017
17:21
h. Última Actualización

¿Dónde está Corleone?

13 ago 2017 / 00:00

    En los negocios y juegos ocultos y sucios de los corruptos siempre hay un padrino, un Vito Corleone: “capo di tutti capi”, omnipresente y oculto. Por eso para descubrir sus acciones hay que investigar hasta la sombra. Esto hay que hacerlo como analogía con la trama y efecto final que dejan al país las relaciones entre líderes de la RC, Odebrecht, contratos sin licitación y genialidades jurídicas de tinterillo de bufete burgués que creó leyes para eludir la investigación. Diez años de negocios sórdidos con chinos, Odebrecht y empresas que obtuvieron contratos recibiendo coimas deben ser vistos desde esa perspectiva.

    Esto para impedir que se piense y diga que es una ingenua confusión de un ingeniero eléctrico que no encontró en el Rincón de Vago las razones por las cuales la política tiene ética, la ciudadanía ojos y oídos, y la prensa independiente sabe descubrir, develar e informar.

    No nos enredemos en juegos de nombres, millonarias coimas, grabaciones, filmaciones y negaciones de ella. Lo hecho es más complejo, espeso y putrefacto: una trama de transacciones mercantiles de mafiosos (toma y daca). Por eso la pregunta no es solo dónde están los millones de sobornos y sobreprecios, sino cómo fue posible este proceso que tuvo como antecedente crear una nueva estructura institucional, jurídica y propagandística que decía “patria, tierra sagrada” y la sigla RC para esconder su verdadera definición: robolución de las coimas, sobreprecios, obras inútiles, inversiones y gastos sin fondo.

    Lo que hoy vive el país es juego de mafiosos, con PhD y tesis plagiada. Por eso preguntemos si detrás de este juego de pandilla de la Cosa Nostra hay alguien oculto dirigiendo los genios de los negocios públicos. Él planificaba, ordenaba y vigilaba con el poder de un Vito Corleone. ¿Él está detrás de “vidrio”, cuidándolo con un “cinturón” en alguna cueva del Viejo Continente? La RC inventó un nuevo ritual político: alzar el brazo izquierdo y extender las uñas, la mano y el brazo derecho para coger las coimas y saquear los fondos públicos. ¿Quién es Corleone en este juego mafioso? ¿Podremos conocerlo por el trabajo del fiscal o llamaremos a Baltasar Garzón?

    TE RECOMENDAMOS
    A LA CARTA