domingo, 30 abril 2017
23:09
h. Última Actualización

La libertad, la justicia y la paz son derechos que no se negocian

21 abr 2017 / 00:00

    Sin duda que la libertad, la justicia y la paz son derechos fundamentales que no están dispuestos a perder por ningún motivo los ciudadanos de cualquier país del mundo. En un hogar por ejemplo, los padres responsables deben apoyar a todos sus hijos por igual para que puedan educarse (justicia), dejar que escojan la carreras profesionales que quieran estudiar en las universidades públicas o privadas (libertad) y procurar que haya siempre un ambiente lleno de armonía (paz) en las relaciones conyugales a fin de que sus vástagos se desarrollen de manera normal y aprendan a comportarse correctamente dentro de la sociedad.

    Asimismo, a los presidentes de las distintas naciones corresponde cumplir con los ofrecimientos y planes de trabajo hechos durante las campañas electorales para el bienestar general de la población (justicia), no imponer ideologías inconvenientes mediante el uso de la fuerza que generen graves crisis económicas, políticas y sociales, sino permitir que los mandantes puedan elegir alternativas que consideren más apropiadas para buscar un mejor porvenir (libertad), y aplicar políticas adecuadas de Gobierno mediante la aprobación de leyes que básicamente fomenten la creación de empleos, protejan a los jóvenes de vicios nocivos como la drogadicción y a la colectividad en general de la delincuencia (paz).

    Lic. Jhonny Muñoz

    TE RECOMENDAMOS
    A LA CARTA