domingo, 22 julio 2018
18:24
h. Última Actualización

El presupuesto se achica $ 601 millones

El ministro de Finanzas busca hacer realidad el ajuste fiscal. La Asamblea analiza crear un instituto que evalúe el gasto público.

Quito /
12 jul 2018 / 00:00

Poco a poco. El gradualismo es el camino que escogió el ministro de Economía y Finanzas, Richard Martínez, para ajustar el gasto público. Este es un mecanismo para achicar el Estado paso a paso y no causar estragos en la economía que incluyan despidos masivos de burócratas.

El objetivo es reducir el déficit fiscal, es decir, el agujero que se genera debido a que los ingresos no alcanzan a cubrir todos los gastos.

Y ya han emprendido acciones concretas. A través de un acuerdo ministerial, el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) redujo en 500 millones de dólares el presupuesto 2018.

Pero esa cifra se incrementó en esta semana.

El MEF, a través de correo electrónico, informó a EXPRESO que “contabilizando otros recortes presupuestarios realizados, suma en total 601 millones de dólares”. El recorte representa una disminución del 1,7 % del presupuesto 2018.

La disminución efectuada, dijo el ministerio, comprendió, fundamentalmente, gastos relacionados con transferencias y donaciones corrientes y de capital, bienes y servicios para inversión, gastos en personal, bienes y servicios de consumo, entre otros.

Pero también se han ejecutado otras medidas desde que Martínez está al frente de la cartera de Estado. La semana pasada se informó que el número de asesores en la Función Ejecutiva se redujo de 676 a 282. La disminución se dio en todos los ministerios e instituciones del Gobierno.

Además, se solicitó a todas las entidades una reducción del 15 % en sus gastos de este año. En principio se había propuesto 10 %. La Secretaría General de la Presidencia pedirá un reporte de cumplimiento a cada entidad pública.

A esto se suma la prohibición de contratos ocasionales para entidades públicas en lo que queda de 2018 y 2019.

El MEF no aclaró cuánto dinero esperan ahorrar con las medidas mencionadas.

Mientras las autoridades económicas trabajan en el ajuste, en la Asamblea se buscan mecanismos legales para optimizar el gasto público.

Ayer, en la Comisión de Régimen Económico, se presentaron proyectos reformatorios al Código de Finanzas Públicas. Las asambleístas de Fuerza Ecuador, María Mercedes Cuesta, y de SUMA, Gabriela Larreátegui, proponen algunos cambios que permitan a los gobiernos evaluar con mayor detenimiento los gastos que realizan.

“Hasta hoy no existen disposiciones concretas que midan el nivel de gasto público. Lo que podemos hacer es empezar a construir un camino para tener un ente regulador que permita evaluar este tema”, sostuvo Cuesta.

El presidente de la comisión legislativa, Pabel Muñoz, sostuvo que no se debe descartar la creación de un instituto de evaluación para el gasto público.

Mientras que las propuestas de reforma al Código de Finanzas Públicas de la legisladora Larreátegui están enfocadas en el cálculo del techo de la deuda pública. “Considero que los componentes del techo de esta deuda deben estar dentro de una normativa”, declaró la asambleísta.

Este contenido es una producción de Gráficos Nacionales SA Granasa, publicada originalmente en el sitio web www.expreso.ec y protegida por derechos de autor. Su reproducción total o parcial queda prohibida.

A LA CARTA