lunes, 27 marzo 2017
01:16
h. Última Actualización

El sacrificio de ser ‘bono basura’

La calificación de riesgo de Ecuador es B. Implica pagar mayor interés y en menor plazo. Las últimas emisiones a 10 años van del 8,50 % al 10,75 %.

12 ene 2017 / 00:00

    En 2008, el Gobierno declaró ilegítima y odiosa una deuda arrastrada que implicaba el pago de dos emisiones de bonos soberanos a una tasa del 12 % y del 10 %, respectivamente. Se declaró una moratoria y se recompró, con descuento del 70 %, porque, entonces, se consideraba que era una deuda impuesta con condiciones abusivas. En 2017, el Gobierno ha colocado en el mercado su sexta emisión de los últimos tres años con vencimientos de 5 a 10 años y con tasas de hasta el 10,75 % (la última, a un 9,125 %). “Si entonces un 12 % era ilegítimo o abusivo, cuando el diferencial con el bono de EE. UU. (6 %) era menor, peor es ahora que el referente de ese país está al 2 %”, responde Jaime Carrera, director ejecutivo del Observatorio de la Política Fiscal. La comparación con el pasado no satisface. Y con otros países, tampoco. Para el ministro de Finanzas, Patricio Rivera, “Ecuador es respecto a su tamaño el que mejor ha conseguido endeudamiento barato”.

    Los vecinos dan más datos

    Las condiciones son distintas. Ecuador, Colombia y Perú acuden constantemente a los mercados externos, pero su manejo de la contratación y hasta de la publicación de esas operaciones son opuestas.

    Colombia, por ejemplo, publica detalles de las emisiones de bonos de deuda externa. Mediante comunicados, el Ministerio de Hacienda explica el monto, tasa de interés, plazo y destino de los recursos obtenidos. Las autoridades, sin embargo, también detallan el número de inversionistas interesados y hasta los países de origen de los acreedores. Una práctica que no se replica en Ecuador.

    No es el único dato que comparten. Colombia también muestra la frecuencia del pago del cupón (interés), el porcentaje del precio al que fueron vendidos y los bancos colocadores.

    Perú tiene prácticas similares. El país, que hasta noviembre acumulaba bonos de deuda externa por 14.676 millones de dólares, tiene un link de Transparencia Económica con la información de las emisiones y otros compromisos.

    Ecuador, por el artículo 137 del Código de Finanzas Públicas, tiene algunas restricciones previas a la emisión de bonos. Según esa normativa, “inmediatamente después, toda la información será publicada”.

    JMF

    En otras economías petroleras

    El precio del petróleo ha marcado la percepción de riesgo en Ecuador y en otras economías productoras de crudo. Hasta el punto de que el riesgo país nacional está ahora en uno de sus niveles más bajos de los últimos dos años, en torno a los 600 puntos, cuando en 2016 se disparó por la caída de precios petroleros a mínimos.El indicador de riesgo país sirve para calcular la tasa de interés que debe pagar el país al acceder a financiamiento externo: cuanto más bajo el riesgo país, más barata es la emisión. Comparado con otros países petroleros, cuya calificación también depende de la cotización del crudo y que comparten con Ecuador la categoría de bono basura (cuando esta es B o inferior), al país no le ha ido tan bien en los mercados. Países como Ghana, Camerún o Argentina han accedido a los mercados o con tasas más ventajosas y bajas o con plazos de vencimiento más largos que facilitan la devolución del capital y los intereses a los tenedores de deuda soberana.Por ejemplo, Argentina consiguió colocar sus bonos a una tasa de 7,625 % en julio de 2016, cuando Ecuador lo hacía al 10,75 %. También Ghana pagaba ese interés ese mes, pero con un plazo de 14 años y Ecuador, de 6.

    A LA CARTA