viernes, 24 noviembre 2017
22:56
h. Última Actualización

La segunda vuelta tendrá varios cambios

El CNE quiere aplicar las recomendaciones este 2 de abril. El organismo reconoce diferencias de criterios en su interior

Quito /
03 mar 2017 / 00:00

Un cónclave que podría dejar cambios. El pleno del Consejo Nacional Electoral (CNE) se reúne hoy, en privado, para analizar las recomendaciones que dejaron las misiones internacionales de observación electoral, tras los comicios del 19 de febrero.

En la agenda, que será tratada esta mañana en Quito, hay varios puntos. La intención es acoger las sugerencias y aplicarlas, en medida de lo posible, para la segunda vuelta electoral, el 2 de abril.

La urna-biombo, por ejemplo, podría cambiar de cara para el balotaje y, en el futuro desaparecer. Su fragilidad y la dificultad en el ensamblaje fueron observadas por la Organización de Estados Americanos (OEA).

El estrecho espacio en el que se depositan las papeletas, también, llamó la atención de la Asociación Mundial de Organismos Electorales (A-WEB). El problema se resolvería, temporalmente, eliminando la división que presentaron las urnas en primera vuelta.

Hay otros aspectos que también inquietaron en los comicios: “los errores aritméticos que se produjeron durante el llenado de las actas, los que constituyeron la mayor parte de inconsistencias y demoraron el proceso de escrutinio”, dijo la OEA en un informe.

Con este taller, también se espera que bajen las tensiones que se presentaron durante la semana pasada en el pleno del Consejo Electoral, especialmente entre el presidente Juan Pablo Pozo y la vicepresidenta Nubia Villacís.

Ayer, en una entrevista con una radio quiteña, Pozo reconoció que hubo una diferencia de criterios por la presentación de resultados en la elección de binomio presidencial, antes de que termine el 100 % del escrutinio de las actas.

A LA CARTA