domingo, 19 noviembre 2017
01:05
h. Última Actualización

En el sur, los crímenes van con dedicatoria

Según la Policía, los homicidios estarían más vinculados a las venganzas que a robos. El microtráfico crea focos de violencia.

19 may 2017 / 00:00

Uno de los sectores donde se registra el mayor número de muertes violentas de la Zona 8, es el sur de Guayaquil. Ahí, casi el 80 % de los homicidios van dirigidos a personas específicas, que suelen ser parte de bandas delictivas o que están vinculadas a algún otro crimen como el tráfico de drogas.

Esa es la lectura que da el coronel Jhonny Mora, jefe de ese distrito, luego de que la madrugada de ayer, agentes de la Policía Judicial desarticularan una supuesta organización dedicada al microtráfico y al asalto con armas de fuego y que podrían estar vinculados a otros delitos violentos suscitados en el sur de la ciudad.

“Es importante mencionar que casi todas las personas que han sido víctimas de este tipo de violencia han sido personas que de una u otra manera han tenido sus antecedentes penales. No es el ciudadano común que está comprando una cola o el que está haciendo su vida ordinaria, no. Son eventos violentos que van dirigidos a cierto tipo de personas. Esto es multicausal, puede ser desde tráfico de droga, lucha de territorio, venganza...”, precisó.

Es que el microtráfico es el delito que más le ha costado combatir a los agentes de policía del sur, pues es una problemática que “no es visible, pero que circula en el ambiente” y crea focos de violencia, explica el coronel Mora.

Los cinco detenidos, entre ellos una mujer, operaban en las cooperativas La Péndola, Unión de Bananeros y Guayas y Quil, en el Guasmo Sur. Solían amenazar a niños y adolescentes para obligarlos a expender pequeñas dosis de droga en el interior de las unidades educativas. Todos tenían antecedentes penales. Además, utilizaban una vivienda para el acopio del estupefaciente, la misma que era conocida en el sector como ‘la casa de la droga’.

El oficial menciona que el sur es un territorio particular, porque su ubicación está cercana a los puertos al río y está rodeada de otros dos sectores populares como la Isla Trinitaria y el Batallón del Suburbio.

“La mayoría de los delincuentes que cometen delitos aquí son residentes del sur. Especialmente los que asaltan y hurtan. Algunos de los que ya cometen otros (delitos) más violentos suelen venir de sectores aledaños o del norte para que los testigos no los reconozcan”, dijo. También, otros sujetos que delinquen en diferentes sectores suelen escoger al sur como su sitio de escondite.

El alto consumo de alcohol de los habitantes del sector es otro de los factores que incide en el aumento de la violencia, más durante los fines de semana. El exceso de bares y sitios donde se expende este tipo de bebidas causa problemas, en especial los intrafamiliares o entre vecinos.

La policía indicó que trabaja en operativos antinarcóticos y de control de motos para disminuir los índices delictivos y recuperar parques abandonados y que han sido tomados por delincuentes.

A LA CARTA